Policía tailandesa allana un hospital para enfermos de covid-19 por quejas de enfermeras sobre orgías, peleas y consumo de droga entre sus pacientes

Publicado: 29 ago 2021 11:20 GMT

En la inspección se decomisó tabaco y cigarrillos electrónicos. Sin embargo, no se encontraron armas, drogas u otros artículos ilegales.

En Tailandia, la Policía allanó un hospital de campaña para enfermos de covid-19 después de denuncias de que varios pacientes practicaban sexo grupal, consumían drogas, fumaban cigarrillos y participaban en peleas. El hecho se presentó este 26 de agosto en la provincia de Samut Prakan, al sur de Bangkok, de acuerdo con medios locales.

Funcionarios sanitarios de la administración local y agentes policiales se tomaron las instalaciones del centro de salud luego de que personal de enfermería que trabajaba allí reportara quejas sobre comportamientos inapropiados y violaciones a las normas entre los cerca de 900 pacientes que actualmente reciben tratamiento.

En el marco de la inspección se revisaron las áreas de descanso, camas y objetos personales de los internos. Las cámaras de seguridad mostraron como hombres y mujeres se visitaban a menudo. Algunos también parecían estar consumiendo drogas, pero las imágenes eran demasiado vagas y la Policía no pudo identificar a nadie en concreto. Finalmente, fueron decomisados 23 cartones de tabaco y cigarrillos electrónicos, introducidos sin permiso al hospital. Sin embargo, no se encontraron armas, drogas u otros artículos ilegales. 

El coronel Prathuang Kaewtui, subdirector del Comando de Operaciones de Seguridad Interna de Samut Prakan, dijo que los trabajadores del hospital de campaña habían sido advertidos sobre la necesidad de ajustar las medidas de supervisión para restablecer el orden dentro del recinto. En este contexto y para evitar prácticas prohibidas de tipo sexual, la administración separó a hombres y mujeres en zonas bien diferenciadas.

Al mismo tiempo, se les informó a quienes habían participado en orgías, peleas o abuso de drogas que incurrir en esos comportamientos o en cualquier otro acto ilegal provocaría un traslado inmediato a otro lugar de tratamiento. Además, cualquier persona que vaya a ser dada de alta será sometida a una prueba de detección de drogas que, de dar positiva, conllevará a acciones legales inmediatas.