La tormenta tropical Henri toca tierra en el noreste de EE.UU.

La tormenta tropical Henri tocó tierra cerca de Westerly, en Rhode Island (noreste de EE.UU. ), con vientos máximos sostenidos de 60 millas por hora (95 km/h), según informó el Centro Nacional de Huracanes (NHC).

Viento, marejada ciclónica y lluvias son los efectos de Henri que se están ya notando en la costa del estado de Nueva York y el sur de Nueva Inglaterra (noreste de EE.UU.), una región formada por los estados de Vermont, New Hampshire, Maine, Connecticut, Massachusetts y Rhode Island.

En 30 años esa zona no había sufrido el impacto directo de un ciclón.

De acuerdo con el portal especializado AccuWeather, en 1991 el huracán Bob tocó tierra en Rhode Island con vientos superiores a cien millas por hora (160 km/h) y causó severas inundaciones en zonas costeras de ese estado y de Massachussets, cuyos daños fueron cuantificados en 1,000 millones de dólares.

El NHC de Estados Unidos pronosticó que, tras tocar tierra, el centro de Henri se desplazará más lentamente y sus vientos se debilitarán rápidamente.

La tormenta se mueve actualmente en dirección nornoroeste a 12 millas por hora (17.7 km/h).

La tormenta posiblemente quedará detenida esta noche en la zona costera fronteriza entre Connecticut y Nueva York, a lo que seguirá el lunes un giro en dirección este-noreste sobre la parte norte de Connecticut y el sur de Massachusetts el lunes.

Henri, que llegó a ser el tercer huracán de este año, producirá una marejada ciclónica, con riesgo de subida del nivel del mar de hasta 5 pies (1.50 metros) en algunos puntos de la costa.

Además de la marejada ciclónica, que en combinación con la marea puede causar inundaciones en determinadas zonas del litoral, Henri producirá vientos y lluvias fuertes y algún tornado en Nueva Inglaterra, según el Centro Nacional de Huracanes.