Encuentran cuatro espadas romanas de hace 1.900 años en una cueva de Israel

CotubanamaTv
5 lectura mínima

(CNN) — Arqueólogos encontraron cuatro espadas romanas y un arma de asta conocida como pilum que datan de hace 1.900 años en una cueva cercana a la costa del mar Muerto en Israel.

El raro hallazgo se produjo en la Reserva Natural de En Gedi donde se encontraron conservadas en fundas de madera y cuero, según un comunicado de prensa de la Autoridad de Antigüedades de Israel publicado este miércoles.

espadas romanas israel

El pilum de asta (arriba) y una de las espadas. Crédito: Dafna Gazit/Autoridad de Antigüedades de Israel

«Encontrar una sola espada es raro, ¿pero cuatro? Es un sueño. No podíamos creerlo», dijeron los investigadores.

Las armas eran probablemente botín de guerra arrebatado al ejército romano por los rebeldes de Judea, según los autores de un artículo de investigación publicado este miércoles en el libro «New Studies in the Archaeology of the Judean Desert: Collected Papers».

Las primeras pruebas, el pilum y trozos de madera trabajada que resultaron ser fundas, fueron halladas por casualidad en una cueva aislada e inaccesible en unos acantilados por unos arqueólogos que estudiaban una inscripción de tinta incompleta en una estalactita.

espadas romanas israel

Los arqueólogos Oriya Amichay (derecha) y Hagay Hamer (izquierda) con una de las espadas. Crédito: Amir Ganor/Autoridad de Antigüedades de Israel

Investigaciones posteriores revelaron cuatro espadas «en una grieta casi inaccesible del nivel superior de la cueva», según el comunicado.

Las espadas, «excepcionalmente bien conservadas», se encontraron junto a piezas de cuero, madera y metal. Tres de las espadas tenían hojas de hierro dentro de fundas de madera y medían entre 60 y 65 centímetros de longitud. La cuarta medía 45 centímetros.

espadas israel

Amir Ganor (izquierda), Eitan Klein (centro-izquierda), Oriya Amichay (centro-derecha) y Amir Ganor (derecha).
Crédito: Yoli Schwartz/Autoridad de Antigüedades de Israel

«El que se ocultaran las espadas y el pilum en profundas grietas de la aislada cueva al norte de ‘En Gedi, insinúa que las armas fueron tomadas como botín de soldados romanos o del campo de batalla, y escondidas a propósito por los rebeldes de Judea para su reutilización», dijo Eitan Klein, uno de los directores del Proyecto de Prospección del Desierto de Judea.

«Obviamente, los rebeldes no querían ser sorprendidos por las autoridades romanas portando estas armas. Acabamos de empezar la investigación sobre la cueva y el alijo de armas descubierto en ella, con el objetivo de intentar averiguar quién era el propietario de las espadas, y dónde, cuándo y por quién fueron fabricadas», añadió.

Según el comunicado de prensa, las excavaciones posteriores descubrieron una moneda de bronce de «Bar Kokhba» datada entre los años 132 y 135 de la era cristiana, que podría ayudar a datar las espadas. En esa época se produjo la revuelta de Bar Kokhba, también conocida como la Segunda Revuelta Judía, en la que los judíos se rebelaron contra el dominio romano en la zona.

«Se trata de un descubrimiento impresionante y emocionante, que toca un momento específico en el tiempo. No todos son conscientes de que las condiciones climáticas de sequedad propias del desierto de Judea permiten la conservación de artefactos que no sobreviven en otras partes del país», declaró en el comunicado Eli Escusido, director de la Autoridad de Antigüedades de Israel. «Se trata de una cápsula del tiempo única, en la que fragmentos de pergaminos, monedas de la Revuelta Judía, sandalias de cuero y ahora incluso espadas en sus fundas, se ven como si acabaran de ser escondidas hoy».

Comparte este artículo
Deja un comentario