El presidente Joe Biden no quiso unirse el domingo a otros demócratas que exigen la renuncia del gobernador de Nueva York Andrew Cuomo, quien es investigado por múltiples acusaciones de conducta sexual indebida.

Cuando un reportero le preguntó si Cuomo debería renunciar, Biden respondió: “Creo que la investigación ya está en marcha y debemos ver qué nos trae”.

Biden, quien emitió sus declaraciones a su regreso a la Casa Blanca después de pasar el fin de semana en su residencia de Delaware, no se había expresado previamente de manera pública sobre las acusaciones contra Cuomo. Sin embargo, sus comentarios reflejan la postura que ha adoptado la Casa Blanca en cuanto al futuro del gobernador, de aguardar los resultados de la pesquisa.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, se negó a comentar el viernes si Biden cree que Cuomo debería dejar el cargo. Dijo que cada una de las mujeres que ha señalado al funcionario “merece que su voz sea escuchada, debe ser tratada con respeto y debe poder contar su historia”. En las últimas semanas, Psaki ha dicho que el mandatario apoya la investigación.

Varios destacados demócratas de Nueva York, incluyendo a los senadores federales Chuck Schumer y Kirsten Gillibrand, han pedido la renuncia de Cuomo. El gobernador, que está en su tercer período, se ha negado a dejar el cargo y ha rechazado haber hecho lo que se le acusa.

Seis mujeres, incluidas varias excolaboradoras, han asegurado que el funcionario las acosó sexualmente o se comportó de manera indebida con ellas. Cuomo ha negado haber tocado a alguna mujer de manera inapropiada.

La secretaria de Justicia del estado, Letitia James, encabeza la investigación.