Luego de su tercera presentación de los entrenamientos de primavera y en medio de la batalla por el quinto puesto de la rotación de los Yanquis de Nueva York, el dominicano Deivi García cree que ha hecho lo suficiente para merecerse la plaza.

“Trato de hacer un buen trabajo, dar lo mejor de mí, trato de superar cada juego, o sea, mi propio juego y exigirme más cada día y espero que sí, sea posible”, respondió García vía Zoom a la pregunta de si entendía que ya había hecho lo necesario para ganar un puesto.

La rotación de los Yanquis proyecta a Gerrit Cole, Corey Kluber, Jameson Taillon y Jordan Montgomery, con Domingo Germán y García peleando por la última plaza.

García, de 21 años, ha acumulado ocho entradas en sus tres salidas y solo ha permitido dos carreras limpias, con 10 ponches. El domingo, tiró tres entradas de una vuelta sucia, con dos boletos y dos ponches.

Deivi García cree que ha hecho lo necesario para quedarse con un puesto en la rotación de los Mulos del Bronx.

Sobre la salida del domingo, dijo que se sintió bien, aunque señaló que su control no estuvo en su mejor momento.

“Me siento muy bien, gracias a Dios me siento muy saludable. Quizás el comando no estuvo como esperaba, pero me sentí muy bien, lanzando adentro. Es algo que estoy tratando de hacerlo más y me siento bien cómodo”, indicó.

El derecho dice que en estos entrenamientos ha aprendido a lanzar más inteligentemente cuando tiene corredores en base y a tratar de retirar las entradas con menos pitcheos.

“En realidad, aparte de mejorar cada pitcheo, que sean con calidad, aprendí mucho de lo importante que es la localización de mis lanzamientos con gente en base. Era algo que el año pasado, cuando tenía gente en base solo trataba de ponchar y ahora trato de hacer un contacto malo para que me ayude a salir del inning rápido y creo que eso me hará rendir más en el terreno y sacar más innings con menos pitcheos”, comentó.