El primer ministro británico, Boris Johnson, negó este miércoles que el Reino Unido haya bloqueado la exportación de vacunas de la covid-19, tras la afirmación en ese sentido del presidente del Consejo Europeo, Charles Michel.

‘No hemos bloqueado la exportación de una sola vacuna de covid-19 o componente de la vacuna’, afirmó Johnson en la sesión semanal de preguntas al primer ministro en la Cámara de los Comunes.

El ‘premier’ dijo que quería corregir las afirmaciones que había hecho Michel en ese sentido e insistió en que el Reino Unido ha hecho un aporte de 548 millones de libras (621 millones de euros) al COVAX -el Fondo de Acceso Global para Vacunas covid-19-, la alianza impulsada por sectores públicos y privados destinada a garantizar el acceso equitativo a las vacunas contra el coronavirus.

‘Esta pandemia nos ha puesto a todos del mismo lado en la batalla por la salud global. Nos oponemos al nacionalismo de vacunas en todas sus formas’, subrayó Johnson.

El primer ministro agregó que los Comunes deberían sentirse ‘orgullosos’ por el programa de vacunación en marcha en el Reino Unido, donde más de 22 millones de personas han recibido la primera de las dos dosis del preparado contra la covid-19.

La UE envió este miércoles a su embajadora adjunta en el Reino Unido, Nicole Mannion, para una reunión con el Gobierno británico, a raíz de las afirmaciones de Charles Michel.

A Mannion la recibió el subsecretario permanente del Ministerio de Asuntos Exteriores, Philip Barton.

Michel indicó ayer en su ‘newsletter’ (boletín informativo’) que estaba ‘estupefacto’ por las acusaciones sobre nacionalismo de las vacunas dirigidas contra la UE, y añadió que ‘el Reino Unido y EE.UU. han impuesto una prohibición absoluta a la exportación de vacunas o componentes de vacunas producidos en su territorio’.

Esas afirmaciones provocaron el malestar del Ejecutivo británico, que hoy decidió convocar a un representante comunitario. EFE