La actriz mexicana relató que el uso de la fuerza para esconder sus senos con el fin de que el personaje de «La Chilindrina» apareciera como una niña le provocó un problema mayor y casi pierde un seno.

«La Chilindrina» lloraba desconsoladamente con frecuencia en los capítulos de la serie televisiva «El Chavo del 8». Era ficticio, se trataba de una actuación. Pero su madre, María Antonieta Nieves, sí tuvo motivos para llorar o sufrir de manera real.

«No sabes lo que he sufrido yo por mi Chilindrina», aseguró tras revelar el proceso para construir su personaje que a tantas generaciones ha marcado.

La Madre de la Chilindrina se apretó el busto y casi pierde un seno

[embedded content]

«Para verme niña, me las apachurraba y me las vendaba. Aguanté 50 años con el busto apretado. ¿Qué pasó? Que me casé, tuve a mi hijo, que se me hicieron unos tumores en los senos horrendos y no pude amamantar a mi bebé», confesó en una entrevista con el periodista Yordi Rosado.

Luego agregó: «Me inflé toda y entonces hubo que sacar los tumores, las grasas, todo. Me puse realmente grave porque me vino una infección generalizada. Casi pierdo un seno, me tuvieron que operar y poner unas prótesis».