El juez del Tercer Juzgado de la Instrucción del Distrito Nacional aplazó hoy la revisión obligatoria de la medida de coerción a los 11 imputados en el caso de Antipulpo, en el que el Ministerio Público les acusa de corrupción y otros delitos contra el Estado dominicano.

El magistrado Amauris Martínez Abreu rechazó más temprano el pedimento de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca) y de la Dirección de Persecución que la revisión obligatoria de la medida de coerción solo fuera conocida a cuatro de los imputados.

«Eso es una decisión del Tribunal. Lo que se decidió no fue nada de fondo, lo que sí el Ministerio Público reitera es que está en plena condiciones de conocer el proceso. Pero no en las condiciones iniciales cuando presentamos la solicitud de medida de coerción, sino, que hoy tenemos cientos de pruebas nuevas en el proceso, que hacen que, la situación de los imputados sea cada vez más grave frente al proceso«, dijo al salir de la sala de audiencias, la procuradora adjunta, Yeni Berenice Reynoso.

Dijo que en el pasado allanamiento a la Cámara de Cuentas se encontraron evidencias, de ocultar y destruir pruebas que vinculan a los imputados en este proceso y que agravan la situación.

El Ministerio Público había pedido al tribunal no conocer la revisión de los encartados Aquiles Alejandro Christopher; del exdirector de Oisoe, Francisco Pagán; de Fernando Rosa, Julián Suriel Suazo, José Dolores Santana y Alexis Medina Sánchez, hermano del expresidente Danilo Medina.

El Ministerio Público entendió que la prisión preventiva le fue ratificada en enero pasado a estos señalados.

El grupo procura que se les varíe la prisión preventiva que cumplen en el Centro de Corrección y Rehabilitación de Najayo, en San Cristóbal.

La revisión obligatoria además será conocida a Wacal Vernavel Méndez Pineda, quien guarda prisión preventiva; a Carmen Magalys Medina Sánchez, hermana de Alexis Medina Sánchez y del expresidente Medina, a Freddy Hidalgo Núñez y Rafael Antonio Germosén Andújar, que guardan prisión domiciliaria.

Igualmente, el proceso se sigue en contra del encartado Domingo Antonio Santiago Muñoz, quien quedó en libertad en diciembre con la obligación de presentarse de manera periódica ante el procurador fiscal a cargo del caso Antipulpo.