El próximo jueves, los dominicanos celebrarán la tradicional cena de Nochebuena bajo la recomendaciones de distanciamiento físico y otras restricciones a fin de evitar la propagación de COVID-19, que a la fecha ha cobrado la vida de 2,398 personas.

En ese sentido, el sociólogo Celedonio Jiménez indicó que las navidades son una tradición muy enraizada en la cultura dominicana, por tanto se exponen al riesgo de no respetar los distanciamientos físicos, una de las principales medidas adoptada para romper la línea de contagio del coronavirus.

“El dominicano, en general, va a seguir con sus hábitos fundamentales, inclusive los estamos viendo en las calles, las cuales en estos momentos son intransitables”, manifestó el especialista.

Este martes, las calles de Santo Domingo estuvieron abarrotadas de vehículos, que, desde tempranas horas de la mañana, transitaban las principales vías provocando largos taponamientos.

El sociólogo señaló que el papel de los medios de comunicación y el de las autoridades es vital, porque, a su entender, las reuniones y salidas masivas a las calles propiciarán un incremento del contagio.

“Los hábitos de reuniones, de compras, de viajes, de consumo se van a mantener en nuestro país, independientemente de las alertas que las autoridades han realizado sobre evitar estas actividades”, señaló el sociólogo.

Jiménez indicó que más que perderle el miedo al coronavirus, las personas están cansadas, presentan un gran hastió de la situación, sobre todo en estas fechas. “No se puede decir que es por desconocimiento o falta de información, la gente mantiene esa actitud de rendimiento frente a lo que pueda pasar”.

Este martes, el pais registró 878 nuevos positivos al virus que ha infectado a 161,930 personas desde el pasado 1 de marzo. De los casos positivos, 33,817 permanecen activos y 125,715 pertenecen a recuperadas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *